Publicado el

¿Es la macrobiótica una secta?

Como experto en macrobiótica me veo obligado a comunicar y comentar este tipo de noticias.

El 14 de marzo la página web de la BBC News publicó una noticia en la que daban cuenta de la desarticulación de una secta en Italia donde se forzaba a sus integrantes a seguir una dieta macrobiótica estricta y cortar toda comunicación con el mundo exterior. En la imagen puedes ver un recorte de tal noticia.

El enlace a la noticia es este: http://www.bbc.com/news/world-europe-43407696

Y aquí puedes descargar mi traducción al español: La policía italiana desarticula una secta macrobiótica

Aunque la noticia desde el punto de vista periodístico no es del todo buena, pues es escueta, no explica suficientemente lo acontecido y mezcla varias cosas (dieta, evasión de impuestos, maltrato, etc.), abre el debate sobre algunas características de la macrobiótica de Michio Kushi.

Entiendo que si sigues las recomendaciones de la macrobiótica o estás empezando a conocerla te preocupen noticias como esta. Te preguntarás si debes ponerte en guardia y distanciarte de la misma, o bien pasar de tales noticias y seguir profundizando en sus enseñanzas.

Con este post quisiera ayudarte a responder a estas preguntas y aportar algo verdad al asunto.

¿Es la macrobiótica una secta?

Mi respuesta simple y directa sería esta: La macrobiótica no es una secta, pero algunas de sus versiones tienen rasgos sectarios.

Un ejemplo de la psicología que nos puede servir aquí: Una cosa es tener depresión y otra tener rasgos depresivos. Que estés triste un día o que no te apetezca hacer nada no es tener depresión, aunque ambas cosas son rasgos depresivos. Para diagnosticar depresión se deben dar al mismo tiempo, y durante un período de tiempo determinado, una series de síntomas o rasgos depresivos que se encuentran en los manuales de diagnóstico como, por ejemplo, el DSM.

Durante mi formación en la macrobiótica de Kushi percibí los siguientes rasgos sectarios:

  • Rechazo social a conductas que se saliesen de lo recomendado. Pedir un plato con carne o sacar un dulce era respondido con mala cara o con argumentos de lo malo que era todo eso. No te dejaban vivir.
  • Recomendación de abandonar un tratamiento médico, por ejemplo la quimioterapia, para seguir solamente la dieta porque así sería más efectiva.
  • La existencia de una autoridad sin métodos que nos permitan contrastar lo afirmado por la misma. En la medicina y otras ciencias el método está por encima de las individualidades. Sin embargo, lo dicho por Michio iba a misa. Sus recomendaciones no se cuestionaban, como tampoco se cuestionaban las de George Ohsawa, aunque fuesen desacabelladas (ver el post El Zen Macrobiótico).

No comparto ninguno de estos puntos, pero debo reconocer que sucedieron.

Al igual que ocurre con la depresión ocurre con la macrobiótica. Que tenga rasgos sectarios no siginifica que sea una secta. Para que fuese considerada una secta tendría que ser muy difícil salir de ella, podrían aprovecharse de tu trabajo o dinero, se limitarían tu libertad y, en algunos casos, podrían existir actividades delictivas como el tráfico de drogas o la prostitución. Nada de esto ocurrió en mi experiencia.

Incluso en los 70 y 80, donde existían casas estudio, charlas todos los días y una comunidad cohesionada, la macrobiótica no cumplía los criterios para poder llamarse secta, al menos en el sentido destructivo de la palabra. Hoy en día la macrobiótica consiste en una serie de enseñanzas sobre una alimentación y un estilo de vida saludables, con un toque oriental y una cocina peculiar, espartana a la japonesa.

Mi objetivo con este blog es ir depurando la macrobiótica, quedarnos con lo útil y deshacernos de aspectos que no sirven, como en este caso, los rasgos sectarios citados más arriba.

El encapsulamiento por aprendizaje

Me gustaría definir un fénomeno que sucedió conmigo cuando quise aprender macrobiótica y que podría confundirse con un comportamiento sectario.

A este fenómeno le llamo “encapsulamiento por aprendizaje” y se da cuando estás estudiando algo con intensidad.

En un primer momento me aislé de todo lo demás, de todo lo que sabía, para poder absorber al máximo los nuevos contenidos. En el caso de la macrobiótica, que consiste en la comida y el estilo de vida, cambié gran parte de lo que hacía habitualmente. Tras varios meses, casi un año, abandoné el experimento y puse en común lo aprendido en otras áreas y momentos de mi vida (la licenciatura de Educación Física, la de Psicología,  las diferentes lecturas y cursos, etc.). Con este último paso puse los contenidos macrobióticos en perspectiva y ello me permitió darles un mejor uso.

En algunos casos se podría dar un encapsulamiento crónico, lo que supondría una insensatez, pues sería negar los conocimientos que se han adquirido antes de la formación macrobiótica.

Be Sociable, Share!

6 comentarios en “¿Es la macrobiótica una secta?

  1. Hola Mario, totalmente de acuerdo con lo que expones en el artículo. No se exactamente que es lo que pasaría en Italia porque la noticia no lo explica de forma amplia. A mi me parece sensacionalismo del que abunda en la prensa.

    La noticia empieza diciendo “La policía en Italia desarticula una “secta psicológica” que convertía sus miembros en esclavos, forzándoles a llevar una dieta macrobiótica estricta y a romper la comunicación con el mundo exterior.”

    ¿Donde esta el problema aquí? ¿Que un zumbado le lava el cerebro a la gente para aprovecharse de ellos y robarles o que les obliga a llevar la dieta macrobiótica?

    ¿Y que pasaría si el líder de la secta les obligara a llevar la dieta Dukan o la dieta Paleo? ¿Ya no sería noticia?

    En fin, buen articulo y enhorabuena por el blog, ojalá hubieran mas blogs como este.

    Un saludo

    1. ¡Muchas gracias por tus comentarios!

  2. Conocí la macrobiòtica que es una medicina para mí,ya hace muchos años. Me he beneficiado muchisimo el cocinar sano y orgânico. Una vez me hice tratamiento y eliminê mi alítosis, mi ansiedad y estrês.

    1. Gracias por tus aportaciones, saludos

  3. No me deja subscribirse a tu blog.
    Hay algún problema con esa opción?

    1. Ángel, déjame que lo compruebe y te digo algo. Gracias por informarme.
      Mario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *